Receta de Ensalada de remolacha y pollo con maridaje

Una propuesta sencilla, fresca y ligera para estos días tan calurosos en los que apetecen comidas frías.
Tiene la ventaja de que se puede aprovechar el pollo asado del día anterior y nos propone una forma de salir de las ensaladas tradicionales. Está deliciosa elaborada de un día para otro, con lo que podéis dejarla en la nevera y tenerla lista para una cena sin complicaros ni tener que dedicar tiempo a la cocina cuando ya han llegado los invitados.

 Ingredientes:

- Pollo asado / hervido

- Piña en su jugo o natural

- Remolacha rallada

- Mayonesa al gusto

(No hemos puesto cantidades en de los ingredientes porque según la cantidad de comensales se puede preparar la cantidad deseada mientras se mantenga aproximadamente la misma cantidad de pollo, piña y remolacha)

 

Preparación:

- Cortar la piña en trozos pequeños y dejar sobre un escurridor para que pierda el líquido y no agüe la ensalada.

- Escurrir la remolacha en tiras (si no tuviéramos remolacha en tiras, podemos utilizar remolacha cocida y cortarla nosotros en trozos pequeños)

- Desmenuzar el pollo y trocearlo, no conviene hacer trozos muy pequeños para evitar que se deshilache.

- Mezclar el pollo, la piña y la remolacha en un bol de ensalada y remover, Una vez todo esté mezclado y vaya tomando el color de la remolacha añadir mayonesa al gusto. El punto ideal es que quede todo unido pero sin que haya demasiada salsa.

- Meter en el frigorífico y servir muy fría.

Receta de Ensalada de remolacha y pollo con maridajeSugerencias de presentación:

- Se puede presentar aprovechando la corteza de una cortada de melón vaciada, como podéis ver en la imágen.

- Otra opción es presentarla en una rodaja de piña, ideal si hemos utilizado piña natural.

- También se puede presentar en una hoja de lechuga iceberg, aprovechando que parece un bol.

Posibles modificaciones:

- Se puede comer sin mayonesa, aunque perderá el toque fresco y cremoso.

- Se puede sustituir la mayonesa por un yogurt para una vesión más ligera de la receta.

Maridaje:

El maridaje tradicional ante un plato como este, fresco, ligero y muy de verano, sería una vino blanco joven, afrutado, con toques tropicales en sus aromas.

Propondríamos por ejemplo un Can Feixes Blanc Selecció 2011.

Pero pensando en verano, terrazas o playa, nos gustaría proponeros algo diferente, por que un maridaje no siempre debe implicar vino, y en esta caso por ejemplo encontramos perfecta la armonía que se crea cuando disfrutamos de esta ensalada acompañada de una cerveza ligera, muy fresca, aromática y cremosa.

Una candidata perfecta sería la Rosita Blue.

Receta de Ensalada de remolacha y pollo con maridaje

Posted on julio 11, 2012

Leave a comment

Switch to our desktop site